miércoles, 2 de abril de 2014

El Montón de Trigo - Leyenda

En muchas de las escapadas que realizamos con la bicicleta o a pié, principalmente cuando recorremos la Garganta del Río Moros, podemos contemplar una hermosa vista que nos invita a sacar nuestra cámara o el móvil para fotografiar una de las montañas más importantes y altas de la Sierra de Guadarrama.

El Montón de Trigo  forma parte del ramal montañoso de La Mujer Muerta, localizado entre los valles del Río Moros y el del Río Eresma.


El Montón de Trigo - Leyenda
El Montón de Trigo



Perteneciente al término municipal de El Espinar, al sur de la provincia de Segovia, tiene una altitud de 2.161 metros y lo podemos ver junto al Cerro Minguete.
El afortunado que alcance su cumbre (en esta ocasión dejaremos aparcada la bicicleta), podrá disfrutar de unas espléndidas vistas de la masa forestal de Valsaín, del valle de la Fuenfría, del Macizo de Siete Picos o de la cuerda de La Mujer Muerta.

El Montón de Trigo - Leyenda
Con los amigos de Mybikesport - A la derecha El Montón de Trigo

Observando desde el sur la silueta del pico del Montón de Trigo, se entiende perfectamente su nombre, ya que realmente parece un montón de trigo por su forma cónica. Sus laderas, como en el resto de la Garganta en la que nos encontramos, están cubiertas por un espeso bosque de pino silvestre.

El Montón de Trigo - Leyenda
El Montón de Trigo desde el Cerro de la Camroca

Si buceamos en Internet, muchas son las leyendas que podemos encontrar sobre el origen del nombre de esta montaña y todas muy similares, conservando el fondo de la narración, pero yo me inclino por la que aquí os paso a relatar y que espero guste al lector:

El Montón de Trigo - Leyenda
Foto: Santi Calvo  

Hace muchos siglos, uno de los campesinos de la zona tuvo una excelente cosecha de trigo. Tras segar, todo lo iba acumulando en sus almacenes.
Se le acercaron dos mendigos, para pedirle unos puñados con los que hacerse un pan para ellos y sus hijos, pero el campesino dijo que no tenía nada para darles, que aquello que veían no era trigo, sino montones de piedrecitas.
Los mendigos insistieron, y el tacaño labrador los expulsó con patadas e insultos, e incluso fue al alguacil para presentar una denuncia para que los expulsaran de la comarca.


El Montón de Trigo - Leyenda
Foto: Santi Calvo 

Al volver a su granja, vio con estupor que no quedaba nada de su trigo. Todo estaba vacío. Enseguida pensó que los mendigos lo habían robado, y organizó patrullas para perseguirlos y rescatar la cosecha. Todo inútil. Ni los encontraron a ellos ni al trigo. Tras varios días de búsqueda, cuando ya iban a desistir, un niño señaló a una montaña que hasta entonces no estaba allí: los granos de trigo, las piedrecitas que decía el labrador, se habían convertido en pedruscos que, amontonados, formaban un nuevo monte.

Desde entonces este monte se llama "Montón de Trigo" y su silueta lo parece especialmente cuando está nevado.



12 comentarios:

  1. Estupenda crónica. Historias y leyendas que no se olvidarán y recordaremos cada vez que montemos en bici o andemos por esos parajes. Gracias Alfonso.

    ResponderEliminar
  2. Gracias Alfonso, conozco esta leyenda y he subido a pie varias veces. Pero me sacas de la rutina y me transportas a parajes que, como sabes me entusiasman.
    Un abrazo.
    Angel.

    ResponderEliminar
  3. Alfonso.. aprovechando el recuerdo de esta leyenda está el asunto pendiente de atacar un día esta ruta (garganta del Rio Moros) y asegurando las bicicletas en un lugar propicio atacar la subida a pie.
    Sin duda pasariamos un día estupendo de excursión por la montaña.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón Santi. Esperemos algunas fechas a ver si definitivamente metemos en el armario las botas de submarinistas, que tan incómodas son para andar. Pero no lo olvidemos.

      Eliminar
    2. Bonita historia.
      Y mas con la que esta cayendo.
      Un abrazo amigo!!
      Forlan

      Eliminar
    3. De eso nada, subimos por las vereditas del Galo y otro rato a pie, con la bici a cuestas. Asi luego bajamos trialerando y cantando la del chipiron. Eso si, sin las botas de invierno, que son matadoras para andar.

      Eliminar
    4. Es muy buena idea.... no se si hasta arriba del todo lograriamos subir con ellas pero se podría intentar, ¡¡¡juas que locura!!!

      Eliminar
    5. Bonita leyenda y interesante propuesta. Podria ser una formula "Reto Aya"...subir con la bici a cuestas...y bajar...para pensarselo!

      Eliminar
  4. Estas historias debían perdurán y por los Gaberreos, por ser historias del pinar, se debían recordar en la escula para que no se perdierán. Gracias por no contribuir al olvido Alfonso. Ahora tiens que ponernos alguna de las multiples historias de la Muerte Muerta. Tengo que hablar contigo para en SEmana SAnta hacer una salida Padre-Hijos y llevar a la tropa de las escuela de ciclismo e igual al equipo de chicas, así que ya hablamos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amigo Gea, la propuesta que realizas ya está en cartera junto con otras que seguro que os gustarán, aunque muchos ya las conozcáis. En breve las iremos publicando.
      Pienso al igual que tú que todos debemos contribuir a que esta y otras historias no se acaben perdiendo con la memoria de nuestros mayores. Un abrazo.

      Eliminar
  5. Por contribuir al no olvido, quería decir.

    ResponderEliminar

Gracias por dejar vuestros mensajes.
Son importantes para nosotros.