viernes, 30 de octubre de 2015

Halloween - Truco o Trato

Hemos comentado en otras ocasiones que la Noche de Brujas o Halloween ya era celebrada hace más de 3000 años por los Celtas, un pueblo que habitaba zonas de Irlanda, Inglaterra, Escocia y Francia. Y que la llegada de esta tradición a Estados Unidos se debió a la inmigración europea.



Pero la costumbre de pedir dulces de puerta en puerta Truco o trato (Trick or treating) no se popularizó hasta 1930.

Soul Cakes
Pasteles de Difuntos
- Os puedo conseguir la receta -

En Europa, durante el siglo IX existía una especie de “servicio para las almas”. 

El Día 2 de Noviembre, Día de los Fieles Difuntos, los cristianos iban por los pueblos y de puerta en puerta mendigando “pasteles de difuntos” (soul cakes), que eran trozos de pan con pasas de uva.

Cuantos más pasteles recibieran los mendigos, mayor sería el número de oraciones que rezarían por el alma de los parientes muertos de sus benefactores.

En esa época se creía que los muertos permanecían en el limbo durante un tiempo después de su fallecimiento y que las oraciones podían acelerar el ingreso del alma en el cielo.

A ver quien le encuentra el "parecido razonable"
Doy una pista "cri-cri, cri-cri"

La palabra Halloween fue usada por primera vez en el siglo XVI y proviene de una variación escocesa de la expresión inglesa “All Hallows´Eve”, que significa “víspera de todos los Santos”.

Tradiciones populares que el paso del tiempo ha acabado convirtiendo en fecha de diversión infantil... ¿He dicho infantil?



Seguro que aquellas personas con una sensibilidad especial estarán inquietas en estas fechas, escuchando el griterío en las calles, pero sintiendo que a nuestro alrededor deambulan las almas de aquellos fallecidos que aún esperan turno para abandonar el limbo.

Si lo que quieres es escuchar risas y pasarlo en grande con tu bicicleta... ya sabes.
AlfonsoyAmigos propone para el Domingo 1 de Noviembre

Lugar de encuentro: Calle Manuel González Amézua, esquina a calle Almacenes - Cercedilla. Poco más adelante se encuentra el Polideportivo.




Hora de Inicio de Ruta: 9.00
Se estima: Dificultad Física - Media Alta
                  Dificultad Técnica Alta
                  Unos 35 kms.
                  Hora prevista de finalización: 14 a 14,15 horas.
                  Se alcanzará el Mirador de los Poetas y la Balconada de la Reina.

En anterior ocasión Ruta similar, no igual.

Guiarán la ruta: Enrique y Luis Ángel

Y la próxima semana, el día 8 de Noviembre nos vamos a El Muyo. Apúntate YA.

... Disfruta y deja a las ánimas vagar en paz. 




domingo, 25 de octubre de 2015

Mountain Bike en estado puro


Crónica: Luis Ángel
Fotos: Chicho, Galo, José, Luis Ángel, Patrick...
Edición: Alfonso

Nos reuníamos en El Espinar 12 amigos que iniciaríamos prácticamente para todos, un destino desconocido. Pasadas las 9 de la mañana se ponía en marcha nuestro viaje guiados por Javi "Galo", un grupo de amigos conformado por Ángel, Chicho, Eusebio, José "Bombi", Juan Pedro, , Juan "Platón", Luis Ángel Jr., Patrick, Samuel, Santi  y Luis Ángel. Bueno estos y los que nos seguirían "on-line" Alfonso, Enrique y Ferluy.


Navas del Marqués - AlfonsoyAmigos

Desde El Espinar y ya para entrar en calor escalaríamos hacia La Cepeda afrontando la Vereda de Santa Quiteria, esa rampa durísima que pondría el primer gran test de la jornada. 


Navas del Marqués - AlfonsoyAmigos

Una vez salvada esa fuerte subida y ya en el Camino del Ingeniero, nos dirigimos hacia el nacimiento de el Arroyo del Boquerón, donde una trialera de bajada muy técnica y la subida hasta las Tres Provincias sería una de las pocas veces, si no la única que tendríamos que llevar la bici al hombro, para darle a la jornada un aspecto mayor de aventura.


Navas del Marqués - AlfonsoyAmigos


Desde ese punto de Las Tres Provincias que sirvió de primer punto de encuentro de todo el grupo se desataría la primera bajada rápida de la jornada por la Dehesa de la Cepeda. Una bajada rápida que nos llevaría a un sube y baja que al final de la ruta harán mella en las piernas, pero por ahora los compañeros van frescos y el entusiasmo es grande.





Navas del Marqués - AlfonsoyAmigos

Llegaríamos así al Caserío de Casa Blanca y un poco más adelante haríamos la primera parada oficial para reponer algo de fuerzas. En este momento es cuando Galo nos avisa de que cojamos fuerzas ya que re-avisa de que la ruta será larga y muy dura. 


Navas del Marqués - AlfonsoyAmigos

Desde allí seguiríamos bajando con el terreno muy suelto de piedras y rodadas pero sin dejar de ser divertido y rápido para llegar a divisar el Embalse de Las Navas del Marqués. Es en estos momentos cuando nos damos cuenta de que esta ruta es diferente, tanto por lo desconocido como por el entorno que nos rodea.


Navas del Marqués - AlfonsoyAmigos

Haríamos una rápida bajada hasta la presa del pantano, donde después de varias fotos y contemplar el embalse desde la misma presa, nos dirigiríamos ya hacia el pueblo de Las Navas del Marqués con una subida muy dura, muy exigente por la pendiente y el terreno pedregoso y arenoso, pero la llegada arriba mereció la pena por las vistas impresionantes del embalse. 


Navas del Marqués - AlfonsoyAmigos

Y ya desde allí hasta el pueblo de Las Navas donde sin esperar más que lo justo para rellenar de agua nuestras mochilas emprenderíamos la vuelta a El Espinar



Navas del Marqués - AlfonsoyAmigos

Pero amigo, quedaba sin duda lo más duro. Una subida tendida desde el pueblo nos adentraría en un maravilloso castañar, más imponente por esta estación del año si cabe. 



Navas del Marqués - AlfonsoyAmigos

Y volveríamos a llegar al Embalse para desde allí volver por diferente camino del que habíamos traído. 



viernes, 23 de octubre de 2015

Cambio de hora - Horario de Invierno


En la madrugada del domingo 25 de Octubre regresa a nuestras vidas el horario de invierno.

Para los más puristas, será a las 3,00 cuando debamos retrasar nuestros relojes a las 2,00 con lo que, en pura teoría y por una sola noche, ganaremos una hora de sueño.

Cambio de hora - AlfonsoyAmigos


No creáis que esta locura es reciente, no, pues ya ha cumplido 41 años desde que se instauró en 1974.

Hablan del potencial ahorro de energía y consumo eléctrico, pero nada dicen del desequilibrio psíquico y trastorno del sueño que me provocan particularmente cada vez que se produce el, para mí, traumático cambio. Y no creo ser la única victima.

Pero ojo, amigo o amiga, los ordenadores y la mayoría de los teléfonos móviles de última generación ya cambian la hora automáticamente. Comprueba la configuración con tiempo, no lo dejes para el último momento.

Harold Lloyd
El Hombre Mosca -  Escena del Reloj

Puede que te empeñes en realizar el cambio manualmente y el domingo te levantes muy, muy descansado, pero porque has dormido un par de horitas de mas si no has tomado la debida precaución.

¡Donde esté un reloj de cuerda de toda la vida!. Cambias la hora y en paz, ya sabes que está hecho.


domingo, 18 de octubre de 2015

MTB para Valientes

Crónica: Patrick Schoch
Fotos: Patrick, Enrique, Toño y Galo
Edición: Alfonso


Hoy el grupo se siente huérfano, nuestro comandante, mentor, guía, abuelo está en el banquillo por lesión, dos costillas rotas que ha sufrido durante varios días y varias rutas no se han soldado, así que le toca reposo y aguantar sus ganas de montar en bici durante varias semanas. Esperemos verle pronto entre nosotros para volver a guiarnos como el solo lo sabe hacer.



Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Embalse de Cañada Mojada

Hoy nos guiará el gran Ferluy, el que allana los caminos, el limpiador de sendas, el desbrozador de veredas, el hombre que susurra a los montes… El que monta caballo de carbono.

Yo pequeño Marmotero Cardosillo os contaré su gran cabalgada por los montes de la gran Sierra norte, os contare como llevó a 12 jóvenes guerreros ansiosos de gloria en una gran aventura y como volvieron como valientes y entraron en la leyenda.


Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Toño y compañía

La partida del gran guerrero Ferluy -El que susurra a las veredas-,  estaba compuesta con los siguientes jóvenes guerreros y guerrera:

Eva-Pluma ágil, Enrique-Hombre medicina Squaw, Eusebio-Pequeño hombre loco que baja muy rápido, Juan Carlos “Platillo”-Hombre que repara y arregla, Javi Galo-El gran viajante de la pradera, Jose Ramon-El que no bebe agua, Juan Patricio-Huesos rotos, Luis Angel-Piernas de acero, Lolo-Hombre abedul, Luis Angel Jr.-Papoose que baja rápido y… come mucho, Santi- Hombre medicina Papoose, Toño-Cazador y cortador de Bisontes, y el  narrador Patrick-Pequeño Marmotero Cardosillo el que cuenta historias.  


Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Eva
Salieron al alba del poblado baja la atenta mirada del guerrero Andrés-Pequeño Gran Hombre que se quedaba en su tipi bebiendo brebajes del hombre medicina para ahuyentar los malos espíritus que habían entrado en su nariz y su garganta…


Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Juan y Luis Ángel JR. en la puerta de Peña el Águila

El gran guerrero Ferluy los llevó primero por sendas conocidas entre los grandes bosques de la montaña y casi no se oía nada salvo el ruido de los pesados caballos de acero, y los otros menos pesados de los caballos de carbono. La madre naturaleza se despertaba entre la bruma y la niebla matinal y los jóvenes guerreros estaban atentos a cualquier señal que les evitara tropezar o resbalar. 




Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Juan Patricio

El gran Ferluy les mandaba de vez en cuando indicaciones sobre las mejores pistas a seguir, evitando así troncos, ramas, piedras y traicioneras roderas.

Sin incidentes llegaron al primer punto de reagrupamiento en el famoso collado de Peña Águila donde planea siempre el espíritu de la gran águila protectora que empuja con sus alas a los más rezagados y les permite llegar arriba sin caerse en su dura subida. 


Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos


Hoy no había mucho tiempo para tomar comida seca de las alforjas y sin esperar el grupo emprendió la larga subida que se retuerce por los montes como la gran serpiente sagrada y que les llevó a todos hasta el Collado Hornillo.


Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Embalse de Cañada Mojada

Allí el viento de los espíritus soplaba fuerte y un mar de nubes les rodeaba por lo que, sin demorarse, nuestro guía nos ordenó reemprender la marcha esta vez de bajada, una parte del grupo explorando una vereda trialera mientras otra parte cogiendo un rodeo por la gran pista de piedra lisa.


Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Juan, Enrique, Manolo

Todo el grupo se reencuentra finalmente en el gran cruce de caminos y siguieron juntos la marcha deslizándose entre los árboles, veloces como el viento y silenciosos como ardillas. Llegaron al gran campamento de una tribu amiga que vive en el gran valle de Enmedio pero que todavía dormía en sus tipis de hierro con ruedas. 


Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Patrick y Luis Ángel

El grupo rodea el campamento y busca sendas entre la vegetación, el explorador Galo la encuentra y después de conseguir pasar por duros repechos siguieron subiendo hasta encontrar una gran pista que les llevó hasta la gran pradera donde pastaban los bisontes gigantes. 


Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Eva y Santi

Hoy nuestro gran cazador Toño-cazador y cortador de Bisontes no podría poner en práctica sus habilidades y tendríamos que cruzar la pradera rápidos como Luis Angel Jr. cuando se dedica a bajar trialeras o…cuando tiene un plato de comida delante.


Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Eusebio, Eva, Luis Ángel

Los guerreros sedientos pudieron rellenar sus odres de agua fresca en la Fuente del Pastor y más adelante haríamos una parada delante del gran lago sagrado de la Cañada Mojada donde ofrecimos a los espíritus de los montes barritas de frutas y cereales para que nos ayudasen a llegar sin percance a nuestra meta.


Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Galo, Ferluy, Luis Ángel JR....

Todavía nos tocaría espolear nuestras monturas para seguir subiendo por los montes siguiendo la gran pista y finalmente llegaríamos a la gran encrucijada del Collado de Gargantilla. Máxima concentración antes de afrontar la última de las pruebas, la subida a la montaña sagrada de Cueva Valiente.


Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Fuente de los Pastores

Cada uno conociendo su montura y sus habilidades empezó la dura subida con varios tramos rotos y repechos fuertes. Varios guerreros tendríamos que poner pie a tierra, no por la dura pendiente, sino por las piedras sueltas que hacían resbalar a nuestras monturas. Lolo-Hombre abedul se ira al suelo en la última curva y sufrirá un fuerte tirón en su pierna pero sin gravedad y con gran valentía volvía a subir en su montura.


Cueva Valiente - AlfonsoyAmigos
Galo y Toño en el Embalse de Cañada Mojada

Por fin llegaríamos a la cumbre, bañada en un mar de nubes y donde soplaba un fuerte viento. El sitio donde moran los espíritus de la montaña y donde entrando en la gran cueva Ferluy nos felicitó y nos indicó que ya éramos parte de la lista de los Valientes.


viernes, 16 de octubre de 2015

El Umbral del Dolor

Hemos oído hablar muchas veces del umbral del dolor pero ¿sabemos lo que es?

Podemos definir el umbral del dolor como la capacidad que tenemos los seres humanos para soportar la sensación de dolor.



Puede variar significativamente dependiendo de cada individuo.

Un golpe en el dedo gordo del pie que obliga a una persona a dar brincos y aullidos puede hacer que otra simplemente se masajee el dedo un momento y siga caminando. La diferencia entre estas dos reacciones puede deberse a que la segunda persona tenga el umbral del dolor más alto que la primera o a que su tolerancia al dolor sea mayor.



Caída de Samuel
La cucaracha, la cucaracha... ya no puede caminar
Dependiendo del contexto, las circunstancias y el estado físico y psicológico de la persona, la sensación de dolor puede variar de mayor a menor grado.

Por ejemplo, es muy probable que si nos encontramos en una competición ciclista, nuestra concentración en la carrera deje en segundo plano el dolor que podamos sentir al caernos al suelo. Por tanto, podemos afirmar que la tolerancia al dolor también se trata de algo psicológico.


video

El dolor en sí no es adictivo, pero puede llegar a serlo la sensación de liberarse de el.

Un dolor que se siente como recompensa, se acaba interpretando como tal. Uno de los casos más comunes está entre quienes realizan deportes muy exigentes para el cuerpo y se sobreponen al dolor con el placer que provoca el triunfo o llegar a la meta.


Caída de Miguel Ángel - Le ayuda Galo

En lo que sí difieren unas personas de otras es en sus reacciones ante el dolor; lo que para una resulta intolerable, no altera a otra, aunque las dos sientan dolor.

Hay dolores que producen angustia, depresión, náuseas y lágrimas en cierta gente pero no en otra. La tolerancia al dolor puede variar en una misma persona según las circunstancias y el estado psíquico. Si nos damos un golpe en el dedo gordo del pie al huir de un perro fiero o de un asaltante, probablemente no sintamos ningún dolor.


Alfonso en otra caída
Por otra parte, se ha estudiado que con el paso de la edad, el umbral del dolor disminuye, provocando en las personas mayores una tolerancia menor al dolor que en las personas jóvenes.

Como posible tratamiento para tolerar el dolor, los mejores aliados son las endorfinas, también llamadas “moléculas de la felicidad”, que actúan como neurotransmisores de placer y hacen que nos sintamos animados y de buen humor.




La forma más efectiva de liberar endorfinas es hacer ejercicio, pero también ayuda relacionarse con otras personas, reírse, estar en contacto con la naturaleza y hacer cosas que nos gustan.

Hace un par de semanas, en la escapada ciclista dominical de AlfonsoyAmigos, tuve una caída que me provocó un fuerte golpe en las costillas. Fue doloroso, pero pude seguir adelante.


video


El dolor fue soportable durante la semana gracias a algún analgésico y no me impidió volver a salir a disfrutar con mi bicicleta y de la compañía de los amigos al domingo siguiente.

En mi familia tengo fama de que aguanto bien el dolor y es muy habitual un... “muy mal debe de estar cuando se queja”.


Dos costillas fracturadas
Pero el tener alto el umbral del dolor... me ha perjudicado, pues si hubiera acudido el primer día a urgencias habría podido conocer lo que ahora ya se, que el dolor que soportaba era provocado por dos costillas fracturadas y que será inevitable un tiempo de reposo prolongado.

Con todo el dolor de mi corazón y de mis costillas yo no estaré, pero AlfonsoyAmigos realiza su propuesta para el

Domingo 18 de Octubre
Lugar de encuentro: Paseo Rivera de San Rafael.
Hora de inicio de ruta: 9,00
Guiará y dirigirá la ruta: Ferluy
Pista: Ruta para Valientes


Refugio de Cueva Valiente

¡Ah!, os recuerdo a todos que el día 1 de Noviembre AlfonsoyAmigos realizará ruta partiendo de El Muyo, para después compartir comida. Yo que tú me iría apuntando.



Y en las redes sociales se deja oír nuestra nueva amiga Eva que ya propone una ruta de relevos (día-noche) de 800 kms entre Madrid y Lisboa. ¡Dios mío!... estamos creando monstruooooooooossssss.


¡¡QUE LO PASÉIS EN GRANDE!!




domingo, 11 de octubre de 2015

Garganta del Río Moros, te echábamos de menos

No te puedes fiar del tiempo


Meteorólogos, hombres y mujeres del tiempo, llevan varios días amenazándonos con fuertes lluvias en casi toda la península.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
AlfonsoyAmigos en la Puerta de Campanillas
Habrá quien se lo piense una, dos o tres veces antes de acudir, teme mojarse tal vez, pero en el punto de encuentro en San Rafael podremos abrazarnos:

Andrés, Ángel, Jorge, José Arenas, Juan Carlos, Juan Patricio, Lourdes, Patrick, Toño y Alfonso.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Fuente del Aserradero

Y hemos acertado, pues salvo un fino chirimiri de primera hora que se confundía con una niebla baja, no han caído más gotas sobre nuestras cabezas en el resto de la ruta.

Juan Patricio se reincorporaba la semana pasada y nos daba una gran alegría. Repite con ganas de disfrutar.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Puerta de Campanillas
Acceso a la Garganta del Río Moros
Hoy la alegría nos la dan Lourdes y José Arenas, a los que no veíamos desde hacía ya cierto tiempo, mas del deseado.

Iniciamos la marcha, agrupados y asimilando la fina lluvia que cae sin provocar charcos.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
En la Fuente de las Abiertas
Ya se pueden ver los primeros guardabarros instalados en las bicicletas y los chubasqueros dan color al grupo.

Alcanzamos la Fuente del Aserradero y como en otras ocasiones saltaremos la puerta metálica con candado junto a la Casa Forestal de Campanillas, pero esta vez lo hacemos sabiendo que el paso está permitido. Ya ha finalizado el cierre de verano.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Ángel junto al Refugio de las Abiertas

Mientras cruzamos la puerta nos alcanzará una nueva amiga, Eva, que subiendo por la dura cuesta desde el aparcamiento de La Panera se nos une. Se la ve fuerte y acostumbrada a largas distancias por pista, según  nos cuenta, pero hoy conocerá la Garganta del Río Moros de forma distinta.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Chozo Madrid - Garganta del Río Moros
Iniciamos ascenso por la pista y es fácil que a a alguno se le animen las piernas y se acelere, pero el resto sigue agrupado.

Apenas ha llovido, pero las praderas y laderas ya empiezan a recuperar un verde colorido que da gusto ver.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Eva y Toño
Cañada Navalatienda
Una breve parada para reponer agua y comentar sobre la dura pista que sale a nuestra derecha hacia La Peñota. Puede que lo intentemos en otra ocasión.

Algún silbido dará aviso para que en cabeza reduzcan el ritmo, mientras otros aguzan la vista para descubrir algún níscalo o boletus que, de momento, no se dejan ver.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
José Arenas "bombi"
Cañada Navalatienda
Abandonamos la pista principal y cogemos senderos que encontramos más limpios de lo esperado. Inicio la marcha y el resto de compañeros me siguen hacia el Arroyo Gargantilla y mi querido Chozo Madrid del que, como apunta Ángel con lástima, cada vez queda menos en pie.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Jorge
Cañada Navalatienda
Soy de la opinión de que los chozos y refugios deberían mantenerse en pie, por su valor cultural, histórico, turístico y el más importante, refugio ante una tormenta inesperada.

Avanzamos por senderos divertidos, pero Eva resbala y se va al suelo sin consecuencias.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos


Tendremos mas repechos duros que se superan sin problemas y alcanzamos la Cañada de Navalatienda, donde se rodaron algunas escenas de El Laberinto del Fauno, allá por el 2005. Concretamente las del descarrilamiento de un tren por sabotaje.

Agradecimiento: A Jesús María González por sus sabias indicaciones.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos


El Embalse del Tejo ya a la vista, da muestras de que el verano ha sido caluroso, seco y de que el consumo tal vez excesivo de agua ha dejado sus partes más íntimas al descubierto.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Embalse del Tejo o de las Tabladillas
Foto actual remitida por Javier Sanz
Sin embargo, la Fuente de la Chispa que vemos a nuestra derecha sigue siendo generosa y brinda un agua que en esta ocasión no precisamos.

Nos gusta siempre detenernos en las cercanías del Chozo de la Vaqueriza, sobre todo en invierno, porque en esta zona se abandona la sombra de los árboles y te alcanzan los rayos del sol.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos

Vemos los inicios de la pista que asciende hacia el Collado de Marichiva, pero el intento de superarlo se reserva para otra ocasión. Ferluy, que no nos acompaña hoy, ha estado estos días por esta zona probando sus nuevos piñones de 42 dientes y parece que se nota, sí señor. Me temo que ahora le coja gusto solamente a las rutas con mayor desnivel.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Embalse de El Espinar o del Vado de las Cabras
Foto actual remitida por Javier Sanz
Alcanzamos la parte más alta de la pista de la Garganta del Río Moros, lo que nos permite comprobar que el Embalse de El Espinar o del Vado de las Cabras si mantiene un buen nivel de agua, pero recordemos que es el más pequeño de los dos embalses.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Toño con nuestra nueva amiga Eva
Alguno aprovechará el agua fresca de la fuente junto a la parte alta del embalse y seguimos ruta con giro a la derecha, para afrontar el kilómetro que nos hace alcanzar los casi 100 metros más de altura.

Hay quien sugiere volver a subir a los Ojos del Río Moros e incluso alcanzar la Mujer Muerta subiendo por el GR... Pero no nos adelantemos a estupendas rutas que sin duda vendrán.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos


Ahora la pista tiene algunos falsos llanos, pero permite coger buen ritmo. Se disfruta del descenso sin forzar las piernas.

Detenemos con gusto la marcha para saludar a buenos amigos que hacen el recorrido en sentido contrario: Carlos, Javier B., Santi Fernández, Julián...

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos


Peñas Blancas, Cerro Pajoso, Cuatro Cantos, Los Horcajos, Retamarón, cerros que flanquean nuestro descenso hasta alcanzar cruce con el GR-88. Os recuerdo que este GR coincide con el trazado de la Cañada Real Leonesa, que cogemos habitualmente en otro de sus tramos cuando ascendemos al Collado Hornillo.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Lourdes, Andrés y José
Foto: José Arenas
Recientemente han trabajado máquinas acondicionando este GR-88, dejándolo más libre de piedras de lo habitual, menos bacheado, más transitable... tal vez menos divertido para los ciclistas.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Toño en el descenso por el GR-88

Ojo, pues a tramos y atravesando de lado a lado el camino, se han dejado (ignoro el nombre técnico) regueros para conducir las aguas de lluvia hacia los márgenes y pueden provocar la caída de algún ciclista que descienda rápido sin precaución.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos


En la zona de Las Chufardas, cogemos desvío por la derecha que no siempre está bien marcado y que nos permite descenso rápido, sinuoso y divertido hasta tocar la pista de la Área Recreativa La Panera.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Puerta de Campanillas
Cogemos pista contra corriente, sí, pero en pocos metros alcanzamos el Puente de la Panera y al otro margen del Río Moros iniciamos el duro ascenso hacia la Puerta de Campanillas, dejando a nuestra derecha el Arroyo de las Mesas.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos


Eva se ha subido este tramo dos veces, creo que las dos con bastante soltura y aprovecha para despedirse de nosotros hasta nueva ocasión. Y allí encontramos a otros dos amigos que se nos unen para los kilómetros finales, Chupo y Eusebio, que salieron más tarde esta mañana.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
Apeadero de San Rafael
Jorge y José nos abandonan aquí para coger el regreso más rápido a casa, tienen prisa, pero ya poco nos resta a los demás, salvo dirigirnos hacia las inmediaciones de Cabeza Reina cogiendo otro descenso divertido que la mayoría no conoce y que nos lleva directamente al Apeaderode San Rafael.

Garganta Río Moros - AlfonsoyAmigos
¡Vaya cuatro!
Juan Patricio, Juan Carlos, Toño y... Eusebio
Llegar a Las Farolas y estar disfrutando de cervezas, charla y planes para próximas rutas es solo cuestión de minutos.

¡Ah!, y no nos ha llovido.

Muchas felicidades para todos y en especial para las "pilares".